Aceite de Rosa Mosqueta

¿Quieres conocer el aceite que ha cambiado la vida de millones de personas? Este aceite puro procedente de la planta rosa mosqueta contiene unas cualidades excepcionales para nuestra cara y piel siendo un producto imprescindible por sus numerosos beneficiosos y bajo precio.

Al tratarse de un producto 100% natural sin aditivos químicos tenemos la tranquilidad de estar evitar reacciones negativas por nuestro cuerpo.

Hemos querido recopilar en esta web toda la información más interesante y útil para asesorarte de los numerosas ventajas y usos en cosmética y cuidado personal.

Como verás la rosa mosqueta contiene un gran número de componentes naturales. Su aceite es rico en ácidos grasos omega 3, 6 y linoleico, antioxidantes y vitaminas A, C, E y retinol que ayudan a tratar algunas dolencias, y gracias a su efecto rejuvenecedor, también está indicado para el cuidado de la piel. También es rico en carotenoides, los cuales ayudan en la prevención del cáncer.

15 Beneficios del aceite de rosa mosqueta

  1. Retrasa el envejecimiento y previene las arrugas: gracias a su alto contenido en antioxidantes, el aceite de rosa mosqueta es un gran aliado en el combate contra las arrugas. Estudios clínicos demuestran que estimula la producción de colágeno lo cual regenera la piel.
  2. Ayuda a combatir las estrías y las manchas: el aceite de rosa mosqueta ayuda a aclarar las manchas y a mejorar el tono de la piel. También reduce las estrías ya que su alto contenido en antioxidantes produce colágeno, que protege de los daños del sol.
  3. Mejora los síntomas del foto-envejecimiento: la exposición solar es la principal causa del foto-envejecimiento. El aceite de rosa mosqueta combate los síntomas como las manchas y las arrugas gracias a sus ácidos grasos y sus antioxidantes que mejoran el tono y el color de la piel. Además es ideal para aplicar después de una prolongada exposición al sol pues alivia las quemaduras del sol.
  4. Elimina la resequedad de la piel: al ser rico en vitamina A, el aceite de rosa mosqueta humecta la piel y le da elasticidad al tiempo que compensa la pérdida de agua y colágeno de la piel.
  5. Alivia las cicatrices de heridas por quemaduras: según estudios clínicos, los ácidos grasos del aceite de rosa mosqueta ayudan a cicatrizar heridas y a aliviar quemaduras ya que regeneran la piel y le aportan elasticidad. Además regula el tono y la textura de la piel gracias a la vitamina A. Se ha demostrado que muchos pacientes con heridas que han usado este aceite han experimentado mejoría.
  6. Alivia los dolores articulares: según recientes estudios comprobados, la rosa mosqueta es perfecta para aliviar dolencias como la artritis y la osteoartritis. Estudios realizados en Europa han demostrado mejoría en pacientes con osteoartritis tras aplicar el aceite de rosa mosqueta.
  7. Ayuda a prevenir enfermedades cardiovasculares: un experimento realizado en la European Jornal of Clinical Nutrition ha demostrado que el aceite de rosa mosqueta reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares en personas con sobrepeso. Consumirlo como infusión ayuda a bajar el colesterol y mejora la presión arterial.
  8. Puede ayudar a controlar la diabetes: basado en un experimento realizado con ratones se da la posibilidad de que la rosa mosqueta pueda ayudar a evitar el desarrollo de la diabetes.
  9. Fortalece el sistema inmune y ayuda a la circulación: los antioxidantes y los nutrientes de la rosa mosqueta pueden ayudar a fortalecer el sistema inmunológico y a activar la circulación.
  10. Fortalece y repara el cabello: el aceite de rosa mosqueta es un buen aliado en tratamientos capilares, pues regenera la fibra capilar y estimula el crecimiento del cabello. Además previene las canas, le da brillo y lo hidrata.
  11. Ayuda a tratar el acné: varios dermatólogos han demostrado la eficacia del aceite de rosa mosqueta en el tratamiento del acné, gracias a su capacidad para regenerar la piel.
  12. Fortalece las uñas: los componentes del aceite de rosa mosqueta ayudan a fortalecer las uñas de los pies y manos y previene los hongos mientras que las embellece y hace crecer.
  13. Protege de los radicales libres: al ser rico en antioxidantes, el aceite de rosa mosqueta contrarresta los efectos de los rayos UVA y la contaminación ambiental, lo cual ayuda a prevenir el cáncer de piel.
  14. Trata problemas respiratorios como el asma: su alto contenido de vitamina C es efectivo en el tratamiento de afecciones respiratorias como el asma, la tos y la secreción nasal.
  15. Actúa como antidepresivo: además de todos estos beneficios la rosa mosqueta también funciona como antidepresivo, ya que relaja y calma; es laxante, ayuda a la digestión, ataca a la gripe, es diurético y depura el organismo.

Aplicaciones del Aceite de Rosa Mosqueta para la reparación de tejidos corporales

El serum de la Rosa Mosqueta es un aceite cicatrizante eficaz para el cuidado de la piel. Está especialmente indicado para tratamientos para las cicatrices y las estrías.

También ayuda a la eliminación de pequeñas manchas y arrugas en la piel con lo que es un producto perfecto para conseguir una vida sana con terapias naturales gracias a sus propiedades curativas.

Es por ello que te ayudará a conseguir una belleza sana que cuida, respeta, embellece y respeta tu cuerpo y rostro.

Precio

Los precios de la rosa mosqueta pueden variar según la presentación, la tienda que lo venda y la marca. Las presentaciones más pequeñas pueden costar entre 6 y 7 euros y las más grandes, de 150 ml, pueden alcanzar los 24 euros.

Dado que es un aceite que dura mucho tiempo si vais a tratar zonas más pequeñas con un pequeño bote tendréis para muchas aplicaciones.

Aquí te dejamos una lista de los que hemos seleccionado con mejor calidad precio.

Cómo es la planta Rosa Mosqueta

La rosa mosqueta o rosa eglanteria o rosa rubiginosa, según su nombre científico, es una planta silvestre de la familia de las rosáceas.

rosa mosqueta otoño

Es originaria de Europa, principalmente cultivada en Inglaterra, donde su bella flor rosada es muy apreciada. Sin embargo, también se puede encontrar en estado silvestre en las zonas montañosas del sur de la Cordillera de los Andes, en Chile y en Argentina.

Un arbusto que destaca por sus delgadas ramas llenas de espinas, silvestre repleto de flores rosadas y blancas en sus tallos y ramas que le otorgan el aspecto de la belleza natural.

Su fama se ha extendido alrededor del mundo desde siglos y no es para menos, pues sus grandes beneficios permiten llevar una vida sana de manera natural a la vez que ayuda a embellecer la piel.

rosa morqueta rejuvenece

Posee un fruto de color rojizo llamado escaramujo que se emplea para realizar dulces, mermeladas e infusiones.

Su aceite se extrae en realidad de las semillas que al contener numerosos aceites esenciales, antioxidantes y vitaminas aporta beneficiosas propiedades que lo hacen ser muy utilizado en cosmética y salud.

Por ello es un producto muy buscado que ha logrado éxito en el mundo de la cosmética y la medicina.

Características

La rosa mosqueta es un arbusto que puede alcanzar una altura de más de 2 metros; posee tallos delgados, flexibles, curvos y con espinas purpúreas. Sus hojas son redondeadas, alternas, anchas, impermeables y tienen de 5 a 9 foliolos y bordes cerrados.

planta rosa mosqueta

Sus flores poseen 5 pétalos anchos y libres de color rosado claro o blanco-rosado y aroma almizclado con estambres amarillos.

Florecen una sola vez por temporada. Posee como fruto un cinorrodón de forma oval y color rojizo o naranja, con un extremo cubierto por fragmentos de sépalos espinosos.

La rosa mosqueta es una planta muy resistente y no requiere de suelo fértil ni mucho riego. Además soporta bien la sequía y es invulnerable a muchas enfermedades.

Presentación

La rosa mosqueta puede encontrarse en varias presentaciones para diferentes usos. La más común es en aceite aunque también se comercializa en formato de crema, la cual es utilizada para el cuidado de la piel y otras aplicaciones mencionadas anteriormente.

Se puede encontrar en farmacias y tiendas de productos naturales aunque ya puedes comprarlo a través de Internet.

Historia

La rosa mosqueta se cultiva en el sur de América desde tiempos prehispánicos. Ya los indígenas de la región la utilizaban para sus tratamientos para la piel y preparaban un dulce con su fruto.

Actualmente se sigue cultivando, sin embargo, por su gran abundancia en los campos, los agricultores la consideran maleza ya que invade terrenos aptos para el pastoreo.

Usos de la rosa mosqueta en la cocina

El fruto de la rosa mosqueta es muy apreciado en la cocina para realizar mermeladas, conservas, postres e incluso salsas.

Su alto contenido en vitamina C y otros nutrientes aportan grandes beneficios al hacerla parte de la alimentación.

¡Haz clic en tu red social favorita para compartir con tus amig@s!