Uso de la Rosa Mosqueta para la Cicatrices

No hay nada más desagradable y antiestético que las cicatrices de heridas o quirúrgicas. Hacen que la piel no se vea sana ni uniforme. Pero como ya es sabido, existe un producto muy eficaz para tratar estas imperfecciones: el aceite de rosa mosqueta.

Los nutrientes que contiene este aceite, como los antioxidantes y las vitaminas, permiten regenerar la piel, lo que mejora su aspecto y la hidrata y nutre. Por esta y muchas más razones, el aceite de rosa mosqueta es uno de los productos más utilizados en el mundo de la cosmética.

 

¿Cómo actúa la rosa mosqueta en las cicatrices?

Los componentes del aceite de rosa mosqueta tienen efectos positivos sobre la piel. Su alto contenido en vitamina A, C, antioxidantes y ácidos grasos esenciales nutren la piel y mejoran la textura y el color. Además los ácidos grasos mejoran la elasticidad y la impermeabilidad. También la vitamina A contribuye en la cicatrización de la herida.

Esto ha sido comprobado por varios estudios, entre ellos uno realizado en la Universidad de Concepción, en Chile, donde se aplicó el aceite de rosa mosqueta en 180 pacientes con todo tipo de cicatrices y quemaduras. Este estudio pudo concluir que este aceite logró regenerar la piel de manera más rápida y efectiva que otros tratamientos. Otro estudio realizado en la Clínica Dermatológica de Sevilla comprobó la efectividad de este aceite en el 90% de los casos.

 

¿Cómo aplicar el aceite de rosa mosqueta en cicatrices?

Antes de aplicar el aceite de rosa mosqueta es importante mantener la piel limpia. Se recomienda tomar una ducha tibia para abrir los poros. De esta manera el aceite penetrará fácilmente. Poner una 2 o 3 gotas de aceite de rosa mosqueta en el dedo y aplicar sobre la herida con movimientos suaves y circulares. Realizar este proceso dos veces al día durante 6 meses. En ese tiempo se verán resultados favorables.

  • No es aconsejable aplicar sobre heridas abiertas, lo ideal es esperar a que cierren totalmente antes de aplicar el aceite de rosa mosqueta.
  • Es recomendable adquirir el aceite puro, sin refinar, que no haya sido sometido a ningún proceso químico que altere sus propiedades.

La rosa mosqueta también es ideal para curar las marcas de acné. Sus componentes ayudan a mejorar el tono de la piel y le dan uniformidad en el color y la textura.

 

¿Cómo hacer un exfoliante de rosa mosqueta?

El aceite de rosa mosqueta también se puede combinar con otros ingredientes y convertirlo en un súper exfoliante para regenerar la piel. Deja la piel tersa y renovada y la hidrata. Para realizarlo se necesitan los siguientes ingredientes:

  • 1 taza de azúcar o sal
  • 2 cucharadas de aceite de rosa mosqueta
  • 1 cucharada de aceite de coco
  • 2 cucharadas de jugo de aloe vera
  • El jugo de 1 limón
  • 5 gotas de aceite de lavanda

Mezclar bien todos los ingredientes en un recipiente con una espátula. Luego aplicar sobre la cicatriz con movimientos suaves y circulares. Realizar este procedimiento regularmente dos veces por semana.